Obteniendo energía eléctrica de plantas vivas

La necesidad de dejar de depender de energías no renovables nos ha obligado a aprender a explotar los recursos naturales que tenemos a nuestro alrededor, como el sol, el agua, el viento, y… ¿las plantas? Eso es lo que pretende una compañía de energías renovables

28 enero 2015 |

La necesidad de dejar de depender de energías no renovables nos ha obligado a aprender a explotar los recursos naturales que tenemos a nuestro alrededor, como el sol, el agua, el viento, y… ¿las plantas? Eso es lo que pretende una compañía de energías renovables.

La compañía se llama Plant-e, y pretende obtener energía eléctrica de plantas vivas, aprovechando su proceso natural de fotosíntesis pero sin dañarla. Los investigadores parten de la base de que una planta siempre produce más glucosa de la que necesita para las reservas; pero si garantizamos su supervivencia no necesitarán esas reservas y podremos usarlas para generar energía.

La energía eléctrica de plantas vivas que podría encender luces en todo el mundo.

Las plantas crecen en contenedores de plástico de unos 60 centímetros cuadrados; los azúcares sobrantes pasan por sus raíces al sustrato que cuenta con electrodos incorporados, donde se rompe en protones y electrones.

De esta manera puede generarse electricidad, e incluso los propios investigadores se sorprendieron de la cantidad. Esa electricidad luego puede usarse para hacer funcionar farolas o luces de tráfico.

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.panamaagro.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.panamaagro.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.